el colecho… otra vez…

He escuchado durante tres años absolutamente todo tipo de opiniones(siempre negativas) sobre el colecho, porque cuando son muy pequeños te recuerdan lo extremadamente peligroso que es, porque le ahogarás, espachurrarás y asfixiarás. Cuando sobrevives esos tres primeros meses(extrañamente oye!) comienza el acoso inquisitorial, porque desde malcriarle, crearle un trauma, hasta convertir a tus hijos en seres dependientes e inmaduros pasas por todo tipo de glosas, sin faltar nunca, aquello de no se irça nunca de tu cama….. Consentido, mimado y malcriado……. Hasta han llegado a sugerirme que con el colecho fomentamos conductas homosexuales…..(dicho finamente) como si además a mi me importara lo mas mínimo la opción sexual que decida mi hijo el día de mañana…..
Nosotros colechamos… ya he dicho en alguna ocasión que no es por creencia de que lo considere mejor o peor, simplemente surgió, nos encanto a nivel familiar y ha sido maravilloso compartir cama y sueños con nuestro peque…. Si, hablo en pretérito. Princeso decidió estrenar su cama nueva, nadie le obligó, nadie le instó, hasta ese día, jamás pensé que seria capaz de dormirse sin mi. Se fue solito, por propio pie, pasé mucha pena, añoranza, tristeza, descubrir de pronto que mi bebe ya no es mío, que ha crecido y es un niño independiente y toma sus propias decisiones no fue fácil. Pensaba q regresaría tras la emoción inicial, y sin embargo tras dos semanas completas, sigue independiente y autónomo. Con alguna sutil manipulación he intentado que volviese a la cama familiar y lo mas q he conseguido ha sido a las tres de la mañana que me despertara para instarme a llevarle a su cama.
No voy a hacer un estudio sobre el colecho, ni voy a contaros nada para fomentarlo, solo voy a hablar de mi Princeso, y es que el es así y tal vez lo fuese si hubiésemos estrenado su cuna… o tal vez no. Es un niño independiente, seguro, autosuficiente, y creo que es porque esta creciendo en un hogar donde sabe que ocurra lo que ocurra tendrá unas manos sosteniéndole, donde siempre encontrara amparo y sustento, donde sabe que se le quiere y se le querrá tal y como es. Donde se le deja decidir donde dormir.
Tres años y diez días ha tardado en irse, aunque ha dejado un hueco que perdurara siempre, aunque sabia que algún día ocurriría, es el signo de que el mundo continua, el tiempo pasa y mi princeso crece…. Pese a que estos dos padres tontos se les escaparan las lagrimitas la primera noche. Y porque Princesa aún cohabita en nuestra cama que si no en la cama pirata de 90 cm de Princeso….. seriamos tres!

http://princesasyprincesos.wordpress.com/2013/03/12/el-colecho/

colecho
Imagen de Aitana Carrasco Inglès, escritora e ilustradora valenciana

Artículos Relacionados

8 comentarios

  1. Al peque primero lo ahogamos entre nuestras carnes, después lo malcriamos bien malcriado y con dos años se fue tranquilamente a su camita.
    Como bien dices se hecha un montón en falta! Pero ahora son geniales aquellas pocas noches en las que vuelve a nuestra cama para ocupar 3/4 partes de ella.

  2. Desde hace unos 4 meses dejamos de colechar, porque a pesar de que mi bichillo apenas se mueve, me daba miedo de que me.diera una patada estando embarazada!, pero sigue durmiendo en nuestro cuarto y el30 d este mes cumple mi bichillo 2 años. Y…dentro d 3 semanas nace mi ranita y todo el mundo m pregunta q como lo vamos a hacer!!!!. Y la verdad q…mi.cuarto no es muy grande! Jejeje.
    Ah, yo tambien escribi sobre el colecho!. Nosotros practicamos el colecho, y tu?. – http://wp.me/p21dVT-7F

  3. ainss noe, te leo y no me lo creo. Temo a ese momento, Aunque le digo a sergio que este veranos vamos a comprar su habitación, dice que no, que su habitación es la nuestra. yo no tengo prisa, y me gustaría que cuando fuese sea porque ellos lo pidan como ha hecho tu princeso, pero que penilla joooo

    1. todo llega!! es otra etapa, y tb se disfruta, del recibimiento cuando se despierta, y de lo grandes y maduros que se van haciendo, evolución natural…. como que estemos ñoñas y los añoremos…. 😀 que quieres ? somos madres! muacs!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *