“DESARROLLO PSICOMOTRIZ del NIÑO: PRIMEROS DOCE MESES DE VIDA”

Queridos amigas y amigos lectoras y lectores de mis Publicaciones en este Blog:

Como se trata de mi último Post hasta después del Verano de 2016…

Y siempre que Noe del Barrio, no considere acabada mi Colaboración en su Blog “Princesas y Princesos”, quien gentilmente me ofrece la posibilidad de exponer mi Experiencia como Ortopeda Infantil.

Deseo haceros entrega de un Obsequio, en nombre de mi Esposa y mío propios; En forma de un Post realizado con su inestimable Colaboración y sus sabias Opiniones.

DESARROLLO PSICOMOTRIZ del NIÑO: PRIMEROS DOCE MESES DE VIDA

El conocimiento del Desarrollo Psicomotor normal, constituye una de las actividades básicas para la evaluación de nuestro pekepaciente.

Conocer los Fundamentos del desarrollo motor normal es básico para la práctica clínica de cualquiera de las Subespecialidades relacionadas con la Pediatría (Neuropediatras, Ortopedia Pediátrica, Cirugía Pediátrica, Fisioterapia y Rehabilitación Pediátrica, etc.)…

Ya que como sostenía Illingworth en 1992: “El conocimiento de lo normal es una base fundamental para el diagnóstico de lo anormal”.

(Nota previa:
En mi Postd el mes de Junio de 2016, en el Blog de Noe del Barrio, “Princesas y Princesos”, deseo haceros partícipes de un Texto escrito con la Colaboración de mi Esposa, Licenciada en Psicología).
Ya que además de trabajar conmigo en la Consulta desde su inicio, era imprescindible reunir dos Conceptos de gran importancia; El Desarrollo normal de l@s niñ@s desde el Estudio de la Psicología y la evolución motriz desde el punto de vista “mecánico” de la Ortopedia Infantil.
Nuestro Trabajo con el Desarrollo “Psico-Motriz” normal, lo hemos basado en la aplicación sistemática del Test de Brunet-Lezine desde el Punto de vista de la Psicología y en la Escala de Zausmer desde la Ortopedia Infantil).

Por supuesto soy consciente de que cuando se trata de Patología más “Compleja”; Cada sub Especialidad pediátrica, utilizará las Escalas y Tests que consideren convenientes.

Pero de manera muy FACIL y SENCILLA y sobre todo fácil de comprender por casi todo el mundo, lo aquí comentado sirve de “Referencia” y primer Cribaje.

Nociones básicas previas

En el instante mismo del nacimiento el cerebro ya esta formado y posee prácticamente el total de las neuronas.

El “Ritmo de División Celular”, llamada Neurogénesis, ya casi se ha detenido, continuando muy lenta durante los primeros meses de vida.

A los nueve meses de edad, la mayor parte de las Neuronas que constituyen el cerebro ya se han diferenciado y ubicado en las respectivas regiones cerebrales.

Al parecer, cuando una Neurona llega a su “Destino”; Cada una de ellas, se “Instala” e inicia la comunicación con las neuronas vecinas mediante el desarrollo de las llamadas Sinapsis.

Al nacer el Cerebro humano, ya cuenta con la totalidad de sus Neuronas; Pero debemos tener en cuenta, sin embargo, que FUNCIONALMENTE es aún muy inmaduro.

El cerebro sigue desarrollándose tras la adolescencia según se publicaba en 2011, en el “Journal of Neuroscience”.

Ese hallazgo desafiaba la antigua creencia de que el desarrollo cerebral se completa en la adolescencia.

Lo que demuestra que el Estudio de la Neurociencia sigue avanzando con el tiempo…

..

DESARROLLO PSICOMOTRIZ del NIÑO: PRIMEROS DOCE MESES DE VIDA

UN MES

1- Si le mantenemos sentado, levanta la cabeza de vez en cuando, vacilando.

2- Mientras está boca abajo, intenta levantar la cabeza, vacilando.

3- Boca abajo, igualmente, mantiene las piernecitas flexionadas, e intenta movimientos de reptación, semejante a los “ Comandos ”.

4- Es capaz de fijar la mirada en la persona que lo sostiene en brazos.

5- Reacciona al ruido de una campanilla, o al estímulo luminoso de una linterna.

6- Puede seguir el movimiento de un objeto con la mirada, hasta un ángulo de 90º.

7- Aprieta fuertemente un dedo, o un objeto puesto en contacto con la palma de sus manos.

8- Puede emitir pequeños sonidos guturales.

9- Si se encuentra llorando, deja de hacerlo al sentir la proximidad de alguien que se le acerque.

10- Si le tocamos la zona cercana a la comisura de los labios, intenta acercarse a la boca el dedo o el objeto que le acercamos.

..

DOS MESES

1- Si se le mantiene sentado, es capaz de mantener la cabeza erguida durante un momento.

2- Si está tumbado boca abajo, levanta la cabeza y los hombros.

3- Si está tumbado boca arriba, y le estiramos por los bracitos, para levantarlo, mantiene la cabeza recta.

4- Es capaz de seguir con la mirada a una persona, si ésta se desplaza.

5- Puede seguir el movimiento de un objeto con la mirada, hasta un ángulo de 180º.

6- Responde con cierta mímica ante las expresiones o la voz de la pesona que tiene delante.

7- Si se le coloca tumbado de lado, puede darse la vuelta y colocarse boca arriba o boca abajo.

8- Emite sonidos que recuerdan vocales.

9- Se queda muy quieto, o mueve la cabeza cuando se le habla.

10- Es capaz de sonreir a los rostros de los familiares o de la persona que le cuida habitualmente.

..

TRES MESES

1- Si se le mantiene sentado, sostiene erguida la cabecita.

2- Si se encuentra tumbado boca abajo se levanta apoyándose en los codos.

3- Detiene la mirada sobre un cubo colocado sobre una mesa.

4- Es capaz de mantener un sonajero con la mano, y de moverlo de forma involuntaria. Y también es capaz de coger y atraer hacia sí su sabanita.

5- Vuelve la cabeza para seguir un objeto desplazado delante de sus ojos.

6- Responde con una sonrisa frente a otra persona que le sonría.

7- Tumbado boca arriba, mantiene una posición simétrica de cabeza y brazos.

8- Sonrie y muestra alegría cuando se acerca el biberón o le van a dar el pecho.

9- Juega con sus manos y se las mira.

10- Balbucea con vocalización prolongada.

..

CUATRO MESES

1- Boca abajo es capaz de mantener las piernas estiradas.

2- Si está tumbado boca arriba, y le estiramos por los bracitos, para auparlo, levanta la cabeza y los hombros.

3- Si le mantenemos sentado, trata de tocar con sus manos el borde de la mesa o de la silla donde se encuentra.

4- Es capaz de fijarse en un objeto pequeño colocado encima de una mesa.

5- Mueve un sonajero que le hayamos colocado en las manos y lo mira.

6- Si le enseñamos un aro, tiende a intentar agarrarlo con las manos.

7- Es capaz de cubrirse la cara con su sabanita.

8- Vocaliza cuando se le habla.

9- Es capaz de reir a carcajadas.

10- Vuelve la cabeza inmediatamente, hacia la persona que le habla.

..

CINCO MESES

1- Es capaz de mantenerse sentado con la ayuda de un ligero apoyo.

2- Si se encuentra tumbado boca arriba y le tapamos la cara con un pañuelo, hace movimientos para intentar quitárselo.

3- Es capaz de coger un cubo cuando se lo ponemos en contacto con las manos.

4- Es capaz de mantener un cubo con una mano, mientras fija la mirada en un segundo cubo cercano.

5- Tiende la mano hacia el objeto que le ofrecemos.

6- Es capaz de sonreir ante su figura reflejada en un espejo.

7- Es capaz de coger el sonajero que dejamos a su lado.

8- Se expresa con gritos de alegría.

9- Es capaz de destaparse mediante movimientos de pataleo. Y comienza a cogerse la pierna o la rodilla.

10- Rie y vocaliza al manipular sus juguetes.

..

SEIS MESES

1- Si le mantenemos de pie, es capaz de sostener una parte de su cuerpo.

2- Si permanece sentado, la cabeza se mantiene erguida, sin caídas a los lados; siendo capaz de girar la cabeza de lado a lado, siguiendo el movimiento.

3- Si permanece tumbado boca arriba y tapamos su cara con un pañuelo, se lo quita con las manos.

4- Coge con la palma de la mano los objetos que tiene cerca, pero los suelta de manera involuntaria.

5- Es capaz de mantener un cubo en cada mano, mientras dirige la mirada a un tercer cubo en sus cercanías.

6- Es capaz de coger el aro que le ofrecemos, mientras permanece sentado.

7- Comienza a llevarse las manos a la boca y a veces sus pies.

8- Inicia los “ gorgoritos ”.

9- Es capaz de dar golpes sobre la mesa con la cuchara que sostiene en sus manos.

10- Distingue a las personas conocidas, de las que no lo son.

..

SIETE MESES

1- Es capaz de mantenerse sentado sin apoyo durante bastante tiempo.

2- Si sentado con apoyo, cubrimos su cabeza con un pañuelo, es capaz de quitárselo con las manos.

3- Coge dos objetos, uno en cada mano.

4- Es capaz de coger un objeto pequeño colocado sobre una mesa cerca de él, “ rastrilleandolo ” o arrastrándolo hacia él.

5- Es capaz de levantar una taza colocada invertida, cogiéndola por el asa.

6- Tiende la mano hacia el espejo en el que se refleja, acariciando su imágen.

7- Es capaz de pasarse los juguetes de una mano a la otra.

8- Vocaliza varias sílabas bien definidas.

9- Suele llevarse sus pies hacia la boca.

10- Es capaz de comer una papilla gruesa cogiendo él mismo una cuchara.

..

OCHO MESES

1- Es capaz de incorporarse hasta quedar sentado, con una pequeña tracción que ejerzamos sobre sus bracitos.

2- Tumbado boca abajo, puede quitarse el pañuelo que le hemos puesto sobre la cabeza.

3- Es capaz de coger el tercer cubo que le ofrecemos, soltando previamente uno de los que tiene en sus manos.

4- Es capaz de coger objetos pequeños, con la participación del dedo pulgar.

5- Busca la cuchara que se le ha caído de las manos.

6- Mira con atención la camapanita que se le ofrece.

7- Es capaz de rodar sobre su cuerpo; estando boca arriba puede volverse boca abajo.

8- Participa en juegos de “ escondite ”.

9- Juega a tirar sus juguetes al suelo.

10- Golpea unos objetos contra otro, como parte de sus juegos.

..

NUEVE MESES

1- Se sostiene de pie si se le sujeta por ambas manos.

2- Permanece bastante tiempo sentado sin apoyo y con las piernas extendidas; se quita rápidamente el pañuelo con que cubrimos su cabeza.

3- Levanta la taza colocada boca abajo, a fin de buscar el cubo escondido debajo.

4- Utiliza los dedos para coger objetos, incluso utilizando la pinza del pulgar y el índice. los suelta con la muñeca flexionada. Es capaz de comer galletas.

5- Si se le ofrece un aro sujeto por una cuerda, la agarra con la mano y tira con fuerza hacia sí, para acercarse el aro.

6- Si se le ofrece una campanita, la hace sonar.

7- Si se le sujeta por los bracitos, es capaz de dar algunos pasos.

8- Dice bisílabos ( ma – ma; da – da ).

9- Reacciona ante algunas palabras conocidas.

10- Comienza a hacer gestos de “ adios ”; ” besitos ”; “ aplausos ”.

..

DIEZ MESES

1- De pie, sujetándolo por ambas manos, levanta y apoya uno u otro pie en el suelo.

2- Busca y encuentra un juguete que le hemos enseñado y escondido debajo de un pañuelo.

3- Mete un cubo dentro de una taza, o lo saca después que le hemos enseñado “ el truco ”.

4- Intenta coger un objeto pequeño que hemos metido dentro de un frasco trasparente, a través del cristal.

5- Saca una pieza circular de dentro de su agujero correspondiente en un tablero adecuado.

6- Da la vuelta a la campanita que ha hecho sonar y busca el badajo.

7- Intenta ponrerse de pie él solo, apoyándose en algo.

8- Repite los sonidos que oye.

9- Comprende una prohibición, cuando le reñimos y decimos “ No ”.

10- Es capaz de beber de una taza o de un vaso.

..

DOCE MESES

1- Comienza a caminar, ayudándole sólo de una mano. Pudiendo recobrar el equilibrio, cuando estando sentado lo inclinamos hacia un lado.

2- Puede coger un tercer objeto del suelo, sin soltar los que tenga en ambas manos.

3- Es capaz de meter el cubo en la taza, o de meter la pieza circular en el tablero de juego, después de haberle enseñado “ el truco ”.

4- Imita la forma de rayar si le ponemos un lápiz en la mano; pudiendo hacer rodar una pelota por imitación.

5- Si puede permanecer de pie, se agacha para coger un juguete del suelo.

6- Dice palabras diferentes de ma-ma, pa-pa. Incluso alguna palabra más compleja y comprensible.

7- Es capaz de darnos lo que sostiene en sus manos, si se lo pedimos con palabras o con gestos.

8- Repite aquellas acciones que le han causado risa.

9- Es capaz de coger la cuchara de encima de la mesa, meterla dentro de la taza y moverla para hacerla sonar, por imitación. Comienza a masticar galletas y pan tostado.

10- Puede « ayudar a vestirse », estirando un bracito, si eso le ha hecho gracia al pequeño y al que lo viste.

..

Y no deseo terminar mi Colaboración de este mes con el Blog, sin resaltar algo básico y considero que esencial en el Desarrollo Psicomotriz de l@s niñ@s:

El desarrollo saludable de los niños puede ser afectado por el estrés, con efectos negativos en la edad adulta, con enfermedades como cáncer, asma y depresión.

Cuando los sistemas de respuesta al estrés de un pequeño se activan en un entorno de relaciones de apoyo con los adultos, los efectos fisiológicos se superan pudiendo regresar a la normalidad…

Pero si la respuesta es extrema y de larga duración, y no hay esas relaciones armoniosas, el resultado puede ser un daño para toda su vida.

La Academia Estadunidense de Pediatría (AAP), define la existencia de tres tipos de respuestas al estrés por parte de un niño:

– Positiva

La respuesta positiva, llamada estrés positivo, es normal para el desarrollo saludable del niño, y se caracteriza por el breve aumento de la frecuencia cardiaca y leves elevaciones hormonales ante actividades o emociones pasajeras.

– Tolerable

El estrés tolerable activa los sistemas de alerta del menor en un mayor grado por emociones fuertes y duraderas, como la pérdida de un ser querido, que si cuenta con relaciones de protección de los adultos logra recuperarse.

– Tóxica

Por tanto, el estrés tóxico ocurre cuando un niño se enfrenta, sin apoyo adecuado de un adulto, una frecuente, fuerte y prolongada adversidad, como el abuso físico o emocional, exposición a la violencia, cargas acumuladas de problemas económicos familiares, entre otros.

Este tipo de activación prolongada de los sistemas de respuesta al estrés puede perturbar el desarrollo del cerebro, debilitar otros sistemas de órganos, y aumentar el riesgo de enfermedades y deterioro cognitivo en la edad adulta.

Lo que podría explicar numerosas Patologías Psiquiátricas y Neurológicas, tan frecuentes en nuestra Sociedad actual.

..

Y con este pequeño obsequio realizado conjuntamente con mi Esposa, me despido hasta el mes de Septiembre…

Siempre y cuando, Noe no me envíe “de paseo”, o vosotros consideréis que ya ha sido suficiente con mis Colaboraciones desde 2014.

¡¡¡Feliz Verano!!!

Hasta siempre, Fernando (Cybertrauma).

..

Los niños pequeños dicen un “gracias” limitado, con una pequeña y tímida voz.
Ellos son egocéntricos y no han aprendido sobre construir relaciones con otros.
Los adultos maduros debiéramos decir “gracias” en tonos profundos y agradables, con una riqueza de tono y expresión.
Debiéramos decirlo con sentimiento.-Emuna Braverman-

Artículos Relacionados

1 comentario

  1. Que conste que iba a decirlo ya antes de leer la coletilla (para que veas que te leo entero): gracias. Ha sido un post muy interesante y compartible.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *