Qué es una madre?

Qué es una madre?-Preguntó el Principito.
No sabes que es una madre?

Una madre es una persona que abraza y cuida a diario a sus hijos.
No importa si nacieron de ella o llegaron de otro lugar.
Que los ama por encima de todas las cosas, los acompaña, sueña con ellos.

Una madre tiene dos manos que parecen muchas, cada una para algo distinto.
Una para sujetar tu mano y caminar juntos.
Una para secar lágrimas, otra para ayudar a saltar.
Una para acariciar.
Una para sostener.
Una para hacer cosquillas.
Una que cura, otra que te coloca el pelo detrás de la oreja.
Una que roza la frente y sabe que la fiebre ha llegado, una que conoce todos los recovecos de tu rostro cuando duermes.
La que enseña a sujetar el tenedor al comer.
La que ata los cordones de los zapatos…

Una madre tiene dos piernas, fuertes, como ella, para correr a tu lado cuando crezcas.
Para seguir corriendo a tu lado cuando huyas.
Las madres son fuertes para sostenerte cuando caigas, duras, para levantarse cada vez que tu dolor le hunda.
Para enfrentarse al mundo e iniciar una guerra cada vez que te ofendan.
Porque no hay mayor patria que un hijo.
Las madres son duras para soportar el dolor, la angustia y el agotamiento.
Y sin embargo se deshacen moribundas porque no soportan tu dolor, tu angustia, tu agotamiento…

Son capaces de saltar muy alto, tanto como altura tengan los obstáculos que encuentres en el camino.
Son poderosas cuando necesitan romper las barreras que encuentran sus hijos en la vida.
Rápidas como el viento para estar siempre en la meta a tu lado.
Flexibles hasta la ruptura para entenderte y amoldarse a tus necesidades, incansables.

Y sin embargo pierden la fuerza y son suaves cuando arropan en la cama.
Te abrazan con ternura cuando te gana la vida.
Te sonríen con dulzura cuando necesitas luz.
Lloran contigo cuando no ves salida…

Las madres son valientes como guerreros y cuando se apaga el día se deshacen y se convierten en pequeñas y miedosas, porque no hay mayor miedo que temer por ti, porque nada empequeñece tanto como perderte.

Una madre es todo, todo lo que necesites.
Una madre es nada, nada sin ti.

Noe del Barrio

Antoine de Saint-Exupéry
Antoine de Saint-Exupéry

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *